¿Sabes qué es el influencer management? Seguro que si hablamos de marketing de influencers te suena mucho más, ¿verdad?

Efectivamente, estamos hablando de la promoción a través de personas de influencia y que, hoy en día, van más allá de personajes famosos.

Los influencers son personas normales y corrientes, como tú y como yo, que van ganando la confianza de consumidores y de quienes las que las marcas están sabiendo sacar provecho para publicitar sus productos.

Pero, ¿por qué tienen tanto éxito las campañas con influencers?

El simple hecho de ser personas normales, los convierten en auténticas máquinas de venta. Ellos prueban los productos y/o servicios, muestran en su día a día cómo los incorporan a su vida «real» y, al cabo de un tiempo de probarlos, ofrecen su humilde y cercana opinión.

Cuanto más «natural» sea el proceso de prueba del producto y la consecuente recomendación, mejores resultados obtendremos de ellos.

Veamos varios datos que os convencerán seguro de implementar una estrategia de este tipo en vuestro plan de marketing digital:

  1. 7 de cada 10 usuarios siguen algún influencer ya sea en Facebook o Instagram, redes donde más se siguen a los influencers, seguido de Youtube y dejando a Twitter en último lugar
  2. Las nuevas generaciones hoy en día no consumen los medios de comunicación tradicionales, pero sí siguen y confían en los influencers
  3. A la mayoría de usuarios les resulta más atractivo seguir en redes a un influencer que a una marca
  4. El público que usa las redes sociales de forma continua está aumentando la media de edad, ya no es un lugar sólo para jóvenes

marketing-influencers

Y ¿qué ventajas puedo obtener como marca al trabajar con un influencer?

Son muchos los beneficios que podemos encontrar como marcas al poner en marcha este tipo de acciones. Veamos unas cuantas:

  1. Generan contenido de mucho valor para tu marca. Contenido que tú también puedes aprovechar y republicar.
  2. Si eliges correctamente el colaborador, obtendrás un alcance muy elevado.
  3. Impulsan las ventas de forma directa. Hay multitud de productos que se agotan justo después de su recomendación.
  4. Ayudan a mejora el posicionamiento SEO de tu web.
  5. Pueden ser acciones relativamente económicas, dependiendo de la popularidad del influencer.
  6. Etc.

De hecho, hoy en día el usuario ya está acostumbrado a recibir este tipo de recomendaciones de los perfiles de influencia a los que sigue y no se trata de una publicidad tan molesta como pueden resultar los típicos anuncios que salen entre vídeo y vídeo de Youtube o mientras estás viendo una película en la televisión.

Las redes sociales se han convertido en un Gran Hermano inmenso en el que todos comparten su día a día y, entre este contenido, suben los productos que les gustan y también los que no.

Precisamente, que muchos de ellos también muestren cuándo no están contentos con algún producto o servicio y usen sus redes sociales a modo de denuncia, les aporta más confianza a los usuarios y beneficia a las marcas que cuentan con ellos.

¿Qué tipos de influencers existen?

En este campo, dependiendo del presupuesto del que dispongas, deberás optar por un tipo de influencer u otro. Te contamos los que puedes encontrarte:

  • Microinfluencers: En el escalón más «bajo», pero no por ello menos efectivo, encontramos los microinfluencers. Ellos no tienen por qué contar con gran cantidad de seguidores pero sí cuentan con una comunidad muy fidelizada, lo que hace que sean muy interesantes para cualquier marca. Las marcas pueden llegar a acuerdos con ellos a base de intercambios en especie, es decir, con producto o servicio.
  • Influencers: Seguimos con los que sí cuentan con un gran número de seguidores (más de 50k) y que, además, consiguen muchas interacciones. Su comunidad reacciona de forma fácil y consiguen grandes resultados. Con este tipo sí es posible que sea necesario un intercambio monetario además del de especie. Debemos tener en cuenta que el de especie siempre estará para que puedan ofrecer máxima fiabilidad a sus seguidores.
  • Celebrities: En el escalón más alto encontramos el «empleo extra» de personajes famosos como deportistas, modelos, artistas; que aprovechan su comunidad para ofrecer publicidad de las marcas que se asocian a su filosofía. En este caso sí hablamos de acuerdos con honorarios bastante elevados y dificultad a la hora de contactar y negociar con ellos. Muchas veces sólo actúan a través de agencias especializadas.

marketing-influencers-marcas

¿Cómo se debe gestionar una campaña de marketing de influencers?

Si ya te has decidido a dar el paso y quieres poner en marcha una campaña de este tipo, toma nota de todas las acciones que debes llevar a cabo para que el resultado final sea lo más exitoso posible.

Paso 1: Define tus objetivos

Como en cualquier campaña de publicidad o promoción, lo primero que debes hacer es definir tus objetivos. ¿Qué quieres conseguir? ¿Ventas, confianza, contactos, imagen de marca…?

Aprovecha esta fase para delimitar los kpi’s con los que medirás el resultado de las acciones puestas en marcha.

En función a estos podrás seguir el resto de pasos.

Paso 2: Diseña la campaña

¿Qué quieres promocionar? ¿Qué vas a ofrecerles? ¿Cuál es tu presupuesto? Lo ideal sería establecer un briefing con el que presentar la empresa al Influencer. Etc.

Paso 3: Crea una base de datos con posibles candidatos afines a tu producto

Deberías tener en cuenta los siguientes aspectos:

  1. Engagement: Interacciones.
  2. Filosofía y/o afinidad con la marca.
  3. Calidad de los contenidos.
  4. Número de seguidores.
  5. Red Social.

Paso 4: Ponte en contacto con ellos

¡Empiezan las negociaciones! Siempre hemos dicho que lo mejor para tratar con este tipo de colaboradores es hacerlo de manera cercana y sincera. Os aconsejamos que os pongáis en contacto con ellos de manera directa, entablando una conversación de tú a tú.

Os dejamos algunos consejos que conviene seguir para lograr que lean y respondan vuestro email:

  • Firma con tu nombre y apellidos, como responsable de la comunicación, gerente, etc. Darás mayor sensación de cercanía que si firmases como la marca en general.
  • Personaliza el mensaje. No envíes a todos el mismo. Preocúpate por conocer a la persona con la que pretendes comunicarte eso se nota.
  • Muéstrate cercano y cuéntale qué estás dispuesto a hacer por él/ella para que conozca tu marca.
  • Nunca des una orden o cierres unas condiciones concretas muy estrictas si no eres una marca conocida. Deja que responda y exprese sus condiciones.
  • Se gana más siendo humilde que soberbio.

Paso 5: Cierra el acuerdo de manera formal delimitando las acciones y condiciones

Aunque uses un simple email para cerrar el acuerdo, asegúrate que todo queda claro:

  • El intercambio de producto o servicio
  • El número de publicaciones que realizará
  • El límite de tiempo para realizar dichas publicaciones
  • La forma de pago
  • Etc.

Paso 6: Mide los resultados

Como en cualquier campaña de marketing, medir y saber la repercusión que ha tenido la acción realizada, es muy importante.

Revisa tus kpi’s, toma nota de los datos y revisa si realmente ha valido la pena.

Estos datos te dirán si lo has hecho o no bien, qué cosas deberías haber hecho de otra forma y te servirá para hacerlo mejor la próxima vez.

He leído y estoy conforme con la Política de Privacidad.